Salvador Jiménez pedalea con una sola pierna desde Coín hasta la Hoya de la Mora

    Publicidad

    Final publicidad

    b_580_900_16777215_10_images_stories_deportes_2020_varios_salvador_jimenez_24102020_1.jpg

    Al mediodía del sábado pasó por Alhama y con su reto pretende que la Junta mejore el catálogo protésico y demostrar que en el deporte no hay límites.

     Pasadas las ocho de la mañana cuando el malagueño, Salvador Jiménez, tomaba su bicicleta junto con sus compañeros Salvi Zapelia, Juan A. Ruiz, Miguel Florido y Rafael Sepúlveda, además de Andrés y Javi, para el tema de logística, dispuestos a recorrer los 212 kilómetros que separaban su domicilio de la Hoya de la Mora, en Sierra Nevada. Hasta ahí todo normal, lo que se hace que se convierta en noticia es que Salvador tiene amputada su pierna izquierda desde hace 13 años y que este trayecto lo realizaban con un doble objetivo. Por un lado, reivindicar que la Junta de Andalucía mejore el catálogo protésico y demostrar que en el deporte no hay límites. «Mi amputación llega en el año 2007 forzada por un cáncer óseo que después de diez años de continuas infecciones decidimos que lo mejor era amputar», cuenta Salvador antes de añadir que ahora está muy contento «porque puedo hacer todo lo que hacía antes y mucho más». De hecho, trabaja como conductor de un camión de recogida de basura y atiende a sus dos hijas, Paula, de 11 años y Lucía, de 9.

    Vídeo


     Fue Mayte Sánchez, una escuceña nacida en Alemania que perdió su pierna izquierda tras un atropello con aplastamiento sucedido el 10 de octubre de 2013, quien nos informó del reto que se había propuesto el malagueño. A las 8:20 horas salieron en dirección a la Axarquía malagueña y tras superar el puerto del Boquete de Zafarraya, internarse en las comarcas granadinas de Alhama y El Temple. Tal y como estaba previsto a la una y cuarto ya realizaban un pequeño descanso en el terreno del Ferial alhameño antes de proseguir hasta el polígono de Profitegra donde pudieron saludarse los dos integrantes de la Asociación Nacional de ANDADE, dándose la circunstancia de que Salvador es el delegado de Málaga y Mayte, de la de Granada. Tras llegar a su punto de destino Salvador comenta que «ha sido un día estupendo. Por la zona de Torre del Mar nos ha cogido un poquito de aire en contra, pero no hemos tenido ningún incidente», cuenta respecto al desarrollo de la jornada. Añade que «hemos llegado al Veleta tras recorrer 212 kilómetros y superar más de 2.100 metros de desnivel». También que fue en el año 1997 fue cuando le detectaron el cáncer óseo y después de 10 años de tratamientos tuvieron que amputarle la pierna. Llegó a pesar 117 kilos debido a la vida sedentaria y poca movilidad por lo que decidió comenzar a practicar deporte. En la actualidad pesa 40 menos. En cuanto a su predilección por el ciclismo explica que siempre le ha apasionado y, aunque los comienzos, después de la implantación de la prótesis, fueron difíciles ahora entrena de tres o cuatro horas diarias haciendo rutas de 70 u 80 kilómetros en ciclismo de carretera y de 40 a 50 km cuando utiliza la bicicleta de montaña. 

    salvador_jimenez_24102020_1 copia.jpg

    salvador_jimenez_24102020_2 copia.jpg

    salvador_jimenez_24102020_3 copia.jpg









    Abajo puedes dejar tus comentarios. Gracias por darle al -Me gusta- y compartir este artículo en tus redes sociales:

    Envíar por WhatsApp Telegram (sólo móviles)

    -

    Publicidad

    Final publicidad

    Escribir un comentario

    Aquí pueden comentar los usuarios que no deseen utilizar las redes sociales.


    Código de seguridad
    Refescar

    © 2021 Alhama Comunicación (alhama.com). All Rights Reserved.