El Lucero llenó la noche del sábado de fiesta y emotividad

    Publicidad

    Final publicidad



     Con la actuación de Zintrón ni Son tuvo lugar el sábado 18 de julio la fiesta solidaria del centro ocupacional “EL Lucero”.


     “Las necesidades son muchas” dijo Pilar Espejo, directora de este centro en una breve intervención de agradecimiento a los presentes y a todos los que sumaron su esfuerzo, usuarios del centro, familiares de los mismos, para atender la barra de bar y vender las papeletas de las rifas, un jamón y una paletilla. La música la puso el grupo, veterano grupo Alhameño Zintrón ni Son, aunque su vocalista habitual no pudo estar presenta, aun así el variado repertorio de esta formación amenizó la noche solidaria que contó con la presencia de muchísima gente.

     Y así, entre pasodobles, boleros y todo tipo de música, bailada por los presentes y frecuentes visitas a la barra, el calor de la noche animaban a refrescase, fue transcurriendo la noche hasta que a eso de las doce se proyectó el video “Mucho más de lo que imaginas”, del que en esta casa ya se ha hablado y en el que todos los miembros de esa gran familia que son los usuarios, trabajadores y voluntariados del centro ocupacional EL Lucero se presentan a sí mismos y nos cuentan sus ocupaciones cotidianas, ocupaciones que verdaderamente son bastantes más de lo que desde fuera nos podemos imaginar.

     Después prosiguió la fiesta hasta las tres de la mañana y todos, usuarios empleados y familiares de los mismos mezclaron el trabajo con la diversión y la diversión con el trabajo, que es la más hermosa forma de trabajar, la que se lleva a cabo más allá de lo que establecen las obligaciones contractuales. Porque se trabaja con verdadero amor a lo que se hace. Mientras en el escenario los músicos seguían sacando de sus instrumentos las notas de la música de ayer de hoy y de todos los tiempos.

     Únicamente me hago la reflexión de que es triste que por la deficiente coordinación entre las diferentes administraciones, sean las que sean, se tenga que recurrir a la solidaridad para cubrir todos los gastos de cualquier tipo de actividad de interés social. Pero Alhama, el pueblo de Alhama, ahí estuvo respondiendo a la llamada de solidaridad. Me quedo con eso y con las sonrisas de los usuarios del “Lucero”. Va por vosotros.



























    Redacción gráfica: Prudencio Gordo.


    Abajo puedes dejar tus comentarios. Gracias por darle al -Me gusta- y compartir este artículo en tus redes sociales:

    Envíar por WhatsApp Telegram (sólo móviles)

    Puedes contactar con Antonio desde aquí.
    TODOS SUS ARTÍCULOS, y las últimas publicaciones de Antonio Gordo:

    -

    Publicidad

    Final publicidad