Neolítico (IV): Su importante presencia entre las actuales provincias de Granada y Málaga

    Publicidad

    Final publicidad

    b_580_900_16777215_10_images_stories_historia_cueva_boquete_01.jpg

     La importancia de la presencia del hombre Prehistórico en las dos comarcas que, por esta parte de nuestra provincia con la de Málaga, se hermanan, como es la de Axarquía y la Comarca de Alhama, tienen un protagonismo especial en la ocupación de estas tierras en la Prehistoria, como veremos, especialmente, en el Neolítico, a partir de hace siete mil años, aunque nunca dejamos de insistir que contamos con hallazgos arqueológicos que se remontan a unos cien mil años, ya en el Paleolítico Medio.


    Neolítico (IV): Su importante presencia entre las actuales provincias de Granada y Málaga
    "Alhama, histórica"
    Andrés García Maldonado

     Antes de entrar en lo que fue la ocupación de la Cueva del Boquete de Zafarraya durante la Prehistoria reciente, siguiendo a quien efectuó un amplio estudio de investigación al respecto, María del Carmen Castillo Rivas, de la que venimos recogiendo gran parte de sus estudios sobre la Prehistoria en nuestra comarca, creemos oportuno entrar en concreto y siguiendo a esta misma autora, en el poblamiento neolítico de esta parte de nuestra comarca que es el llano de Zafarraya y zonas colindantes. Lógicamente, lo que venimos es -insistimos que nuestro propósito meramente de carácter divulgativo- a resumir la exposición que hace al respeto Castillo Rivas.

     Concretamente, en el trabajo al que hacemos mención, en su apartado dedicado al "Poblamiento Neolítico en la Provincia de Granada", escribe: "una vez pasado el Boquete de Zafarraya, y ya en la provincia de Granada se accede al polje de Zafarraya, que es un extenso llano de treinta kilómetros cuadrados; desde el punto de vista arqueológico, la ocupación del poljé o Llano de Zafarraya es muy temprana, concretamente en el Musteriense (Barroso, Medina, Sanchidrián y Ruiz Bustos, 1986), en cambio existen pocos datos que indiquen una ocupación neolítica. Por un lado, asociados a lascas musterienses existen dos núcleos de laminillas, posiblemente Epipaleolíticos o Neolíticos, además de una hoja prismática del Neolítico o el Cobre; por otro lado, también existen referencias orales sobre la presencia en la zona de útiles de piedra pulimentada, fragmentos de molinos y posiblemente una tumba megalítica de reducido tamaño (López Bobson, 1991)".

    b_580_900_16777215_10_images_stories_historia_plano_asentamientos_cuevas_01.jpg
    b_580_900_16777215_10_images_stories_historia_plano_asentamientos_cuevas_02.jpg

     Finalmente en el Museo Arqueológico de Granada se encuentran unos objetos de adorno de concha, posiblemente del Neolítico Medio, procedentes del área de Zafarraya de los que escribió López Bobson, en 1991.

     Basándose en Moreno Araguez, que lo afirma en un trabajo de 1985, los pulimentos y los molinos de mano tienen su más claro paralelo con los de las Fases I y III de Montefrío, durante el Neolítico Final y primera etapa de la Edad de los Metales, a la denominada Edad del Cobre y, más concretamente, al tiempo conocido como Cobre Antiguo. Por lo tanto, hablando de los lugares que lo hacemos, nos referimos a algo más de dos mil años antes de Cristo.

     Igualmente, tras efectuar una amplia referencia sobre el neolítico en la comarca alhameña, sintetizado también en artículos anteriores de esta sección, nos indica, para un conocimiento más amplio de la presencia del hombre prehistórica en esta parte de la provincia de Granada que, lindando con la comarca de Alhama, en la comarca de Loja, está situada la Cueva del Coquino: "en un contexto del Neolítico Medio hay que situar la ocupación neolítica de la Cueva del Coquino (Navarrete, Carrasco y Gámiz, 1992); el análisis de los estratos más profundos hacen que se les pueda asignar cultural y cronológicamente dicha ocupación a un momento avanzado de la Cultura de las Cuevas. Durante la Fase I tiene lugar la ocupación más intensa de la cueva, sería la correspondiente a este momento avanzado del Neolítico. La Fase II sería una continuación empobrecida en un momento ya final de la Cultura de las Cuevas, en el que la ocupación del yacimiento es poco importante y que sirve de transición a la posterior ocupación que tiene ya lugar durante la Edad del Cobre, Fase III".

    b_580_900_16777215_10_images_stories_historia_cueva_boquete_02.jpg
    Imagen de monteaxarquia

     Concluyendo que el estudio tipológico del material obtenido y analizado, cerámicas, técnicas decorativas empleadas, decoraciones más frecuentes, la técnica a la almagra, etc., ponen de manifiesto una ubicación en la Cultura de las Cuevas, ya bien entrada la segunda mitad del IV hasta comienzos del III milenio antes de Cristo, cuando al mismo tiempo inician su evolución las culturas de las cerámicas lisas de la comunidades sedentarias del Neolítico Final, como nos dice basándose en el estudio de Navarrete, Carrasco y Gámiz de 1992.

     En lo que respecta al sector oriental de la provincia de Málaga vinculado con nuestra comarca, el poblamiento neolítico que nos concreta María del Carmen Castillo se localiza principalmente en cuevas, tanto en la costa como en el interior, encontrándose tres casos de asentamientos al aire libre: Cerca Niebla, Tajo de Gomer y Peña de Hierro. Los que se encuentran en la costa son Cueva de Nerja, Cerca Niebla y el complejo de cuevas de la Araña-Cala del moral; en el interior se encuentran Cueva de Frigiliana, Cueva de la Pulsera, Peña de Hierro, Tajo de Gomer y Cueva del Boquete de Zafarraya.

     Por supuesto, que de este conjunto de yacimientos sin duda es el de la Cueva de Nerja, debido a las excavaciones realizadas desde 1959, y al suponer uno de los grandes atractivos a nivel nacional e internacional de toda esta zona, desde entonces jamás ha dejado de contar con un permanente grupo de investigadores al respecto. En cambio, como afirma Castillo Rivas, el conocimiento que se tiene de los otros yacimientos es bastante menor, dado que la totalidad de los hallazgos proceden de excavaciones antiguas, de expoliaciones, o materiales de superficie. Concretamente, aunque lleva el nombre de la población de nuestra comarca, la Cueva del Boquete de Zafarraya ha de situarse, lógicamente, al conjunto de yacimientos que conforman el poblamiento neolítico del sector oriental de la provincia de Málaga, ya que se encuentra en el término municipal de Alcaucín, aunque esto es teniendo en cuenta, también, una división provincial que se efectúo en el siglo XIX, y no olvidándose que esta cueva está a escasa distancia del Llano de Zafarraya, a la que nos referiremos la próxima semana.

    Imagen de cabecera de: Grupo montañero Andax.


    Abajo puedes dejar tus comentarios. Gracias por darle al -Me gusta- y compartir este artículo en tus redes sociales:

    Envíar por WhatsApp Telegram (sólo móviles)

    -

    Publicidad

    Final publicidad

    © 2020 Alhama Comunicación (alhama.com). All Rights Reserved.