Actos del Día contra la violencia machista

Imprimir

Publicidad

Final publicidad

b_580_900_16777215_10_images_stories_noticias_2016_contra_violencia_genero_25n2016_1.jpg

 Organizados por el Centro Municipal de Información a la mujer, como cada año tendrán lugar este viernes 25 de noviembre.

 A las 12 del medio día está prevista una concentración ante la puerta del ayuntamiento, un minuto de silencio por todas las víctimas de la violencia machista y la lectura de un manifiesto, caso de que el tiempo no permita la actividad en la calle, tendrá lugar en el Galería del Carmen.

 A las cinco y media de la tarde del miércoles 30 de noviembre,  habrá una charla sobre la violencia machista a cargo de María José Hernández Pérez, Agente para la Igualdad.

 Para participar en la charla es preciso inscribirse en el CMIM: 672 480 106.

b_580_900_16777215_10_images_stories_noticias_2016_contra_violencia_genero_25n2016_2.jpg


Manifiesto 25 de noviembre 2016

 Otro año más, otro 25 de noviembre, otro día con cifras estremecedoras: 87 FEMINICIDIOS en España. Hoy aún es un día de dolor y rabia, un día de protesta y reivindicación, también un día de solidaridad y deseo de conquistar una auténtica igualdad entre mujeres y hombres.

 En Alhama de Granada, ante estos hechos decimos alto y claro TOLERANCIA CERO A LA VIOLENCIA MACHISTA. Recordemos que la violencia de género es la mayor discriminación y vulneración del derecho a la igualdad, un quebranto del Estado Democrático que afecta a toda la sociedad en su conjunto.

 El 25 de noviembre no es sólo un día para la reflexión, es un día para la acción contra esta lacra social que se combate con la intolerancia absoluta ante el maltratador y ante cualquier comportamiento machista.

 Un día que invita a tomar conciencia de todas las mujeres que, en su vida cotidiana, sufren violencia de género. Queremos recordar hoy especialmente a las 87 mujeres asesinadas en España en lo que va de año y a las muchísimas, víctimas invisibles que viven una muerte silenciosa cada día en sus hogares; mujeres que sufren cualquier tipo de violencia física, psicológica o sexual; mujeres que, en muchos casos, no son ni siquiera conscientes de estar sufriendo esa situación; mujeres que sus miradas expresan las palabras que no pueden pronunciar sus labios.

 La violencia contra las mujeres es una de las más degradantes violaciones de los Derechos Humanos y continúa progresando en el ámbito global. No respeta fronteras, ni culturas, ni condiciones sociales. Está presente en épocas de conflicto y en tiempos de paz, en el hogar, en el trabajo y en la calle. Es una injusticia manifiesta que impide que la sociedad avance en el camino de la igualdad y el bienestar común que todas y todos queremos en convivencia.

La Violencia machista desaparecerá:
- Cuando las mujeres participen de forma igualitaria en la sociedad.
- Cuando dejen de estar a la cabeza de las cifras de pobreza, de las listas de desempleo y se resuelvan los graves problemas de conciliación de su vida personal, laboral y pública.
- Cuando se deje de usar su imagen como objeto de consumo. Cuando sus palabras se oigan con la misma fuerza que las de los hombres, del mismo modo que se las nombre y se las visibilice en todos los espacios sociales.
- Cuando exista una verdadera educación no sexista donde niñas y niños tengan presente y futuro.

 Por ello, educar en igualdad es el camino más seguro para evitar comportamientos machistas e ideas sexistas que perpetúan la falsa creencia de superioridad del hombre sobre la mujer, haciendo uso de la agresividad como instrumento para ejercer el poder sobre ésta.

 En la sociedad actual aun se mantiene un reparto desigual de las responsabilidades y tareas familiares y domésticas. Las mujeres siguen asumiendo la mayor parte de la responsabilidad en estos ámbitos, lo que limita su participación plena en el mercado laboral y mantiene la división sexual del trabajo. La conciliación de la vida personal, profesional y familiar requiere la implicación de todos los agentes sociales: administraciones públicas, empresas, sindicatos y tejido asociativo.

 Del mismo modo son fundamentales las medidas de sensibilización, los programas de prevención de la violencia de género, el desarrollo y dotación presupuestaria de las leyes y la detección de casos, acciones todas ellas que encaminadas en dar la mejor respuesta institucional asistencial, de protección y apoyo mediante la Atención Integral de la Violencia de Género y la coordinación institucional para evitar duplicidades y actuar con mayor eficacia y eficiencia, prestando especial atención a las y los menores expuestos a esta violencia, haciendo hincapié en la coeducación para prevenir conductas discriminatorias en todos los tramos de la enseñanza.
 
 Sólo con el rechazo social lograremos avanzar para acabar con esta lacra, consiguiendo así una sociedad más libre, justa, equitativa y respetuosa.
 
 Por ello, con motivo del 25 de noviembre queremos recalcar nuestra firmeza en el rechazo al maltrato y manifestar que la violencia de género no es cosa de mujeres, sino que compromete a los poderes públicos y a todas y cada una de las personas que conformamos esta sociedad.
 
 Por todo esto se hace necesario un Pacto de Estado contra la violencia que se ejerce sobre las mujeres y que reivindicamos desde nuestro Municipio.




Abajo puedes dejar tus comentarios. Gracias por darle al -Me gusta- y compartir este artículo en tus redes sociales:

Envíar por WhatsApp Telegram (sólo móviles)

-

Publicidad

Final publicidad